Avenida Manoteras nº 20, Edif. B. 1ª 28050 Madrid comunicacion.spain@lafargeholcim.com 91 213 31 00

Cinco materiales de construcción revolucionarios

El ser humano es curioso por naturaleza. Siempre está en busca de nuevas técnicas y procesos para evolucionar y conseguir una mejor calidad de vida. Dentro del entorno de la construcción no iba a ser menos. Estos son algunos de los nuevos materiales, fruto de investigaciones alrededor de todo el mundo, que revolucionarán nuestra manera de entender la arquitectura, las edificaciones y que además ¡nos permitirán realizar construcciones en Marte!

Ladrillo que depura el aire

Inventos-absorber-contaminacion-del-aire-5

30.000 personas mueren al año de manera prematura en España por problemas relacionados con la polución. La idea de que las construcciones puedan ayudar o contribuir a reducir la polución es lo que inspiró a Carmen Trudell. Ella es profesora en la Escuela de Arquitectura de Cal Poly San Luis Obispo y creó los Breathe Bricks. Unos ladrillos que funcionan como una aspiradora. Están diseñados para que se coloquen en el exterior de los edificios y así puedan capturar partículas contaminantes que se encuentren en el aire. Después, se encargan de filtrarlas y las vuelven a liberar a través de un embudo desmontable.

Resinas y hormigones que se reparan solos

hormigón_construccion

Una resina que es capaz de autorrepararse tras ser cortada. Investigadores de la Universidad de Alicante han creado este material transparente y flexible. Para que este pueda repararse, es suficiente con juntar dos partes independientes de la resina unos 15 segundos y volverá a unirse. Además de esto, tiene memoria de forma, es decir, después de aplastarla, moldearla y manipularla recuperará su forma original en muy poco tiempo. Este material puede ser muy útil para cerramientos y reparaciones.

Siguiendo este camino, la Universidad Tecnológica de Delft (Países Bajos), ha desarrollado un biohormigón capaz de repararse solo a través de la liberación de bacterias y lactato de calcio.

Cuando aparezca una grieta en un edificio que incluya esta tecnología y llueva, el agua provocará que se liberen las cápsulas que contengan las bacterias y el lactato, y crearán una reacción química por la cual aparecerá caliza solidificada, que reparará por completo la grieta.

Hormigón a base de azufre

El agua es un bien cada vez más preciado, por lo que científicos de la Northwestern University buscaron una mezcla alternativa de cemento para conseguir hormigón. Por eso optaron por una tecnología, que aunque pueda parecer sorprendente, se lleva desarrollando desde los años 70. Hormigón a base de azufre. Aunque este presentaba un gran problema, después de calentar el azufre y mezclarlo para conseguir hormigón, al enfriarse se debilitaba mucho.

Pero el equipo de investigadores descubrió que, utilizando un agregado de materias similar a la que se encuentra en el suelo de Marte conseguían crear un hormigón dos veces más resistente que el exigido en la Tierra para la construcción y, además, soportaba las condiciones del planeta. Algunos lo denominan como el “hormigón de Marte”, ya que en un futuro servirá para comenzar a colonizar el planeta rojo.

Hidrocerámica

00-iaac-hydroceramic

¿Tener aire acondicionado en casa pero sin aire? Estudiantes del Institute of Advanced Arquitecture of Catalunya (IAAC) han creado la llamada hidrocerámica, que se compone de burbujas de hidrogel, capaces de retener 400 veces su volumen de agua. Gracias a esto, las esferas absorben líquido y en los días más calurosos evaporan su contenido. Además, se combinan con materiales para su soporte tales como cerámica o tela.

En el momento que haga calor, estas esferas evaporan el agua que contengan, reducen la temperatura del espacio donde se encuentren hasta seis grados y aumenta los niveles de humedad. Además, estas burbujas tienen inteligencia pasiva lo que hace que su rendimiento vaya acorde con el calor del ambiente.

Cemento con capacidad de generar luz

Para conseguir mayor funcionalidad y versatilidad al cemento desde el punto de vista energético, el doctor José Carlos Rubio, de la Universidad Michoacana de San Nicolás Hidalgo (en Mexico) ha desarrollado un cemento capaz de absorber e irradiar energía lumínica. Se modificaron las características del cemento convencional mediante un proceso de policondensación de las materias primas y de esta manera, cuando la luz llega a la superficie del material este puede absorber la energía lumínica y posteriormente emite luz.

Además, este tipo de cemento se carga con cualquier tipo de luz, pero cuanta mayor intensidad tenga esta, mejor. Por eso la luz solar es perfecta para ello. Después de una carga de diez o doce horas el cemento ya puede emitir la luz. Comienza con una iluminación  intensa que va disminuyendo con el paso de las horas, puede mantenerse emitiendo luz hasta hasta12 horas.

Las aplicaciones pueden ser muy variadas y entre ellas se encuentran la iluminación de caminos, carretera y lugares de estacionamiento, que así, por la noche no quedarían totalmente a oscuras.

No hay comentarios

Agregar comentario